Cuidados posoperatorios de Adenoamigdalectomia

A su hijo se le han extirpado quirúrgicamente las amígdalas y adenoides. Las heridas en esta cirugía son abiertas y se han coagulado mediante puntos o electrofulguración. Durante los primeros días es normal que exista dolor moderado para lo que se le dará medicación. Las primeras horas puede existir también una moderada elevación de la temperatura que debe ceder paulatinamente. Igualmente pude haber dolor al deglutir, pero no existe ninguna contraindicación para que se alimente. Ocasionalmente puede presentarse dolor referido a los oídos en el 4º o 5º día de postoperatorio y no representa una infección sino un dolor reflejo.

Las complicaciones más importantes son el sangrado postoperatorio que puede presentarse tempranamente, es decir, durante las primeras horas después de la operación o tardíamente, varios días después de la misma, manifestadas por sangrado rojo y fresco por la nariz o la boca (lengua roja fresca) y constituyen una urgencia que debe ser reportada inmediatamente a su doctor. La fiebre, el dolor, infección o incapacidad para alimentarse son complicaciones que deben ser notificadas.

Normalmente las heridas adquieren una apariencia de nata blanquecina y no representa una infección ni una complicación, es un dato esperado que progresivamente desaparecerá. 

  • El tiempo deseable para los cuidados estrictos necesarios para la recuperación de su hijo son de 10 a 12 días.

Cuidados básicos: no sacar de casa, no asolearse, no ducharse con agua caliente (tibia es mejor), no darle alimentos calientes, no fumar en casa, no recibir visitas, dejarle dormir todo el tiempo que desee, no dejarle gritar, saltar o extenuarse.

 La alimentación es el cuidado más importante y esta debe ser blanda por 12 días

  • ALIMENTOS PROHIBIDOS: Alimentos de consistencia dura como: botanas de toda clase (papitas, chicharrones, cheetos, cacahuates, etc.), chocolate, dulces, tortillas duras, galletas, tostadas, pan (especialmente tostado), alimentos difíciles de deglutir, alimentos calientes, condimentados, picantes, en polvo o grumosos.

A partir del primer día puede darle nieve en pequeñas cucharadas continuamente. Esto disminuye el dolor, la inflamación y previene el sangrado.  (helado, leche fresca, gelatina, yakult, yogurt, etc.)

Posteriormente pude darle sopa de pasta tibia, espagueti o de verduras, puré de papa o frijol, verduras cocidas, frutas en puré o picadas finamente, jamón, pollo deshebrado, ¡¡no pechuga¡¡ porque es muy seca, picadillo, pescado deshebrado sin espinas, y lo anteriormente recomendado.

Debe evitar medicamentos derivados de la aspirina o ketorolaco en su formula